Los mejores monitores gamer del 2020

Los monitores gamer juegan un papel muy importante a la hora de exprimir al máximo la calidad gráfica de los videojuegos. De nada nos va a servir tener la mejor tarjeta gráfica del mercado si usamos un monitor viejo o desactualizado.

Las características a tener en cuenta a la hora de elegir un buen monitor gaming son, la resolución o tamaño del monitor, el tipo de panel y el tiempo de respuesta, refresco e input lag.

BenQ EW3270U

Eye-Care, Panel VA, AMD FreeSync, Brightness Intelligence Plus, HDMI 2.0 x 2, DP 1.2, USB-C, Altavoces Incorporados.

LG 32GK650F

Monitor Gaming de 31.5" (2560 x 1440 Pixeles, HDMI, USB 3.0, 144 Hz, FreeSync, 1 ms con MBR) Color Negro y Rojo.

Samsung C32HG70

Monitor para PC Gaming (80 cm, 31.5", 2560 x 1440 Pixeles, LED, 1 ms, 350 cd / m², Azul, Gris).

MSI MAG27CQ

Monitor gaming de 27" LED WQHD 144Hz (2560 x 1440p, pantalla curva de 1800R, 1 ms, brillo 250, Anti-glare, NTSC de 0.85 y SRGB de 1.1) negro.

Que tener en cuenta al escoger un monitor gaming

 

Tamaño y Resolución

Cada vez nacen más monitores con resoluciones mayores. Este mayor número de píxeles genera una imagen mucho más definida que la estándar Full HD, pero necesitarás una tarjeta gráfica (GPU) razonablemente potente para jugar con las opciones gráficas al máximo, especialmente con todos los efectos activados. En caso de que tu presupuesto no sea muy alto, aún puedes dar un gran paso en definición actualizando a 2.560×1.440 (2K). Si tienes una de las GPU más potentes del mercado y el dinero no es tu problema, podrás adquirir un monitor resolución 3.840×2.160 (4K), en los que la nitidez es practicamente inmejorable

Tipos de panel

Cada panel tiene sus ventajas e inconvenientes. Los monitores de panel Twisted Nematic (TN) son los más económicos y populares dentro del mundo «Gaming», por su rápida velocidad de respuesta y tasa de refresco. Los puntos flacos de los paneles TN son la representación de colores y los ángulos de visión. Para evitar ver la pantalla descolorida, tenemos que verla desde el frente.

Los de tipo In-Plane Switching (IPS) producen la mejor precisión en color, y tienen los mejores ángulos de visión. También poseen una potente escala de grises para mejorar las escenas oscuras. Su punto débil es que no pueden igualar los tiempos de respuesta de los paneles TN tan fácilmente.

Tiempos de respuesta y de refresco

Un monitor «gaming» debe tener tener bajos tiempos de respuesta, y una tasa de refresco alta. Cuando estés leyendo las especificaciones del monitor, verás que al tiempo de respuesta se le conoce por «GtG», que significa Gray-To-Gray. Esta característica mide los milisegundos que el monitor tarda de pasar de un tono de gris a otro. El método para medir el tiempo GtG no es el mismo en cada fabricante.

Un bajo tiempo de respuesta elimina los efectos turbios del movimiento, y produce una fluida experiencia de juego. La tasa de refresco especifica la cantidad imágenes que reproduce la pantalla por segundo. Se mide en Hertz (Hz). Actualmente, la mayoría de los monitores LCD tienen una tasa de refresco de 60Hz, lo que puede hacer que las escenas de acción se vean algo borrosas, empeorando la experiencia de juego. 

 

                                                   Input Lag, G-Sync y FreeSync

El input lag mide el tiempo que tarda la imagen en llegar desde la tarjeta gráfica hasta el monitor. Es una medida muy importante para los gamers, ya que si su valor es mayor de 10ms puede crear una latencia no deseada.

En los últimos años, Nvidia y AMD han conseguido desarrollar una solución a la fragmentación de imagen (véase la siguiente imagen), que ocurre cuando la tasa de refresco del monitor no está sincronizada con la tarjeta gráfica. Se conocen por G-Sync y FreeSync, respectivamente. Los monitores compatibles con una o ambas tecnologías pueden tener su tasa de refresco sincronizada con la de la GPU (que es variable en el tiempo). Esto resulta en un experiencia de juego altamente fluida y con un menor input lag menor

 

Conexiones

Recopilamos aquí una serie de consejos importantes:

  • Si juegas en más de una plataforma, tu monitor debería tener el mayor número de conexiones HDMI posible.
  • Si tienes un monitor de más de 144Hz, debes usar un conector DVI-D o DisplayPort, ya que ni los HDMI ni los DVI estándar pueden soportar tan altas tasas de refresco.
  • Si juegas en 4K en Xbox One X/S o PS4 Pro, necesitarás que tu monitor tenga al menos un puerto HDMI 2.0 para disfrutar de dicha resolución.
  • DisplayPort > DVI-D > HDMI > VGA 
 
 
 

Donde comprar monitor gamer barato 2020?

En gamerweb.org trabajamos para ofrecerte la mejor selección de productos gaming, con los mejores precios y el servicio de envío mas rápido. 

Siempre con la tranquilidad y garantías que ofrece amazon, la mejor empresa de comercio electrónico.